Entre 2022 y 2023 Pemex planea dejar de importar gasolina

En medio del debate en torno a los precios de las gasolinas, Petróleos Mexicanos (Pemex) espera resolver la problemática de los crecientes volúmenes de importación en un lapso de tres y medio a cuatro años.

 

Con la nueva renería de Dos Bocas, Tabasco, y la reconguración de los complejos de Salamanca, Tula y Salina Cruz, “podremos tener la autosuciencia a 100% de diesel y entre 90% y 92% de gasolinas”, señalaron fuentes de la empresa petrolera involucradas en esos proyectos.

El otro 8%, agregaron, se puede dejar libre para que el propio mercado lo vaya absorbiendo.

producción de gasolinas y reducir signicativamente las importaciones, factor determinante sobre lo que pagan los consumidores, pues los precios de las gasolinas y el diesel están directamente ligados a los del mercado internacional.

 

—¿En esta administración pudiera estar resuelto el problema de las gasolinas?, se cuestionó a las fuentes consultadas.

 

—“Con recursos sí, por supuesto”. Con ello, entre 2022 y 2023 se dispondrá de combustibles sucientes producidos en el país para cubrir la demanda, y reducir el factor “precio de importación” que impacta directamente en el bolsillo de casi 34 millones de usuarios de vehículos en México, subrayaron.

 

Información de la petrolera revela que originalmente, de acuerdo con el Programa Operativo Anual de Pemex 2019, la empresa esperaba tener un “Precio de Ingreso Pemex de Productos” para este año de 11.643 pesos por litro para gasolina Magna, la de mayor consumo, precio promedio anual al que esperaba venderla en terminales de almacenamiento.

 

Fuente: vanguardia